Bébeme y serás el otro que quieres ser.

Hace varios besos ya, la loba conoció a caperucito en una noche de luna llena, cuando él llegaba de un viaje ínter espacial alrededor del asfalto.

Traía una maleta y 2 sonrisas guardadas en el bolsillo izquierdo.

-Me gustas tanto- le dijo él desde la profundidad de su pantalón.

-Pienso comerte esa sonrisa- pensó ella.

Y tras haberse leído mutuamente con los dedos, la intensidad fue cambiando de color.

Y cuando la intensidad se licuó y la humedad casi inundaba cada rincón de la habitación comenzaron a flirtear con la noche madrileña.

A veces volaban y rozaban alguna otra luna fisgona, otras veces se sumergían bajo olas orgiásticas repletas de jazz, fusionando  risas y mordiscos.

La última vez que quedaron ella le prometió un encuentro inolvidable. Para él, para ella, para la ciudad.

La loba y caperucito irían a cazar ángeles de sexo indefinido en la noche más fría de la ciudad, para que las caricias de los 3 se unieran más allá de las sábanas.

Caperucito, un poco temeroso ante la idea, dudó unos segundos.

Los mismos en los que ella, mirándole y susurrándole imposibles, le apretó su excitación de tal manera que él asintió rápidamente. Estaba convencido que esa noche sería muy especial.

Caperucito aseguró que sí, que iría con ella, porque con ella no hay miedo, solo ganas de enredarse en su sudor.

Pensó en asirse a sus pechos azules de pezones dorados.

Deseó agarrar sus caderas y clavarle sus pensamientos ahí mismo, junto a la pared.

Imaginó sus 5 dedos, como 5 falos atravesando  su boca, humedeciéndolos con su lengua inquieta.

Quiso bajarle las bragas en lugar de la mirada, pero se agarró a la prudencia y solo sonrió.

Excitado.

Nervioso.

Se besaron con palabras y saliva y salieron a la noche.

En una noche oscura, con los astros tiritando de excitación y de envidia…

“El ojo nunca se sacia”

 

 

Copyright©2016-19L.S.

El buscador es lo buscado.

Mi aprendiz de poeta urbano hoy jugó a enredar las palabras:

 

“Mi ruta eres tú
mi despertar
lo primero en aparecer en mis sinapsis
mi maridaje
mi prólogo

mi epílogo
mi sinopsis.

Mi oasis en la ciudad

el beso de adrenalina revolucionando mi bioquímica.

Mi geografia ambigua

mi huida deseada.

Mi…”

 

 

“Ser en la vida romero, romero…solo romero.

Que no hagan callo las cosas ni en el alma ni en el cuerpo.

Pasar por todo una vez, una vez sólo y ligero,

ligero, siempre ligero.”

(Leon Felipe)

 

Copyright@2016-19L.S.

Your body is my playground.

“La única gente que me interesa es la que está loca,

la gente que está loca por vivir,

loca por hablar,

loca por salvarse,

con ganas de todo al mismo tiempo,

la gente que nunca bosteza ni habla de lugares comunes,

sino que arde,

arde como fabulosos cohetes amarillos explotando igual que arañas entre las estrellas

y entonces se ve estallar una luz azul

y todo el mundo suelta un ¡¡¡Ahh!!!.”

(On the Road)

Y desde esta sensual disciplina de la humillación

después  del hotel te llevé por la ciudad,

de mi mano

con tu collar recordándote a quien pertenecías y perteneces .

Con tu cinturón de castidad oprimiendo tus ganas y esos centímetros de piel que son ya, míos

y te exhibí

y te dejaste hacer.

No había otro modo.

-Me siento libre y poderoso- me dijiste.

Te besé
y toda la ciudad lo hizo también.

ll.jpg

 

Copyright©2016-19L.S

Besayuname

Yo le veía…y puedo jurar que no me quedaban ganas de ver a nadie más. En ese preciso momento comprendí,que los ojos siempre, siempre le pertenecen a las personas que los hacen brillar.

(Frida Kahlo)

 

Has vuelto a venir casi al alba, en una mano mi café preferido y en la otra tu corazón, lo has hecho tal y como te dije, sin ropa interior y con un pantalón de tejido fino. Me gustas así, expuesto, evidenciando tu excitación mientras vas de camino a mi cama. Con esa sonrisa tan tuya y una ligera turbación en tu caminar.

Decido y sin temor.

Te he visto tan atractivo como siempre y tan elegante como nunca.

Te has quedado junto a mí mientras me perdía entre las delicias de la cafeína invadiendo mi garganta, esperabas algo y sabias que te lo iba a dar. Has abierto la boca cuando te lo he indicado con la mirada, has hecho mía tu lengua y  he derramado un poco de café sobre ella. Gota a gota, de mi boca a tu lengua,pasando por tus labios. Te has centrado en cada matiz de la bebida y en mi saliva teñida de rojo carmín.

-Ni café noisette, ni café au lait- me has dicho mirándome con atención- prefiero este café-contigo-.

Te he sonreído mientras seguía embriagada por ese perfume de Hermes.

Me has imaginado desde las cavilaciones del insomnio y te he dicho que me gusta que así sea. Has intuido un desayuno diferente, tal y como te prometí, con sabor a mí, como un diluvio acido sobre tus labios, con besos devastados por esta lujuria que se escapa por entre los ventanales de la habitación.

No esperabas que fuese aún mejor. Aún más lejos siempre… recuérdalo.

 

 

Copyright©2016_19L.S.

BESAYUNO

(Imagen sacada de internet)

Lo que no se comunica, no existe.

Las situaciones insólitas.

Los encuentros planeados,

los  urgentes.

Un mail enredando la madrugada,

una llamada..

Todo inspira

y provoca.

Recordar momentos cálidos,

excitantes,

repletos de suspiros y besos.

Imaginar la siguiente resaca ..

Agujetas hasta en el alma.

O el encanto del cuerpo desconocido.

Las confidencias.

Las risas.

Los reencuentros.

El cruce de miradas perfecto.

La caricia esperada ..dentro de mí,

moviéndose,

empujando con fuerza,

y desear que no salga nunca.

Unas manos perdidas en mi pelo.

Tus  palabras.

Tus letras.

Tú.

L.S.

 

“Si cada paso es una nueva prueba,

prueba a dar el paso;

no hay otra manera.”

(Rayden)

 

Copyright©2016-18

 

 

Algebra emocional.

Te propongo un juego:

Te cambio una poesía por un instante dentro de tu geometría.

Poder untarme de tu saliva y dejar que humedezca con lascivia y sin derribo mi imaginación.

Te regalo una rima bien conjuntada, vestida de viento en Mayo,

para que alargues tu olor y vengas a rozar mi noche de lunas y mareas.

Una rima que dure una breve eternidad

mientras te derramas entre mis muslos y van cayendo las vocales lentamente,

deleitándose en cada pliegue de mi piel, transformándose en aire.

Voy a escribirte algo parecido a un verso en tu oído,

limado de susurros delirantes

a cambio de goces sorpresivos

y de tu lengua invadiéndome

a grito encendido.

 

 

L.S.

 

“Sólo creo en el fuego. Vida Fuego. Estando yo misma en llamas enciendo a otros.

Jamás muerte.

Fuego y vida.”

(Anais Nïn)

 

 

Copyright©2016-18

Lo que posees, te posee…

“Tiempo, lugar y ventura muchos hay que lo han tenido, pero pocos han sabido gozar de la coyuntura”.

Lope de Vega.

“Te quiero en mi cama”- me dijiste.

Y después… Frente al espejo, sin demora, sin palabras ni motivos, de rodillas detrás de  mi, nos sorprendemos desnudos, piel con piel. Las sábanas anudando el momento y las ganas mutuas. Buscas mi mirada reflejada, la encuentras. Siento tu ritmo, voy robando  tus movimientos .  Apartas mi pelo de la nuca, la besas

Mis labios húmedos esperan tu lengua. Bailas dentro de mí.

Acaricias mi sexo.

Muerdo mi labio.

Te robo otra mirada

¿Como te llamabas?

El deseo corre. Pasión. Sed.

Te dejas llevar…

Alargas el momento.

“¿Ves? la eternidad es solo un instante”- me dices…

 

 

L.S.

Copyright©2016-18

Encore plus doucement

 

Con los 5 sentidos y alguno más que se me escapa…

Tocarte, adentrarme, llenarme de tanta humedad acumulada mientras me rindo de nuevo a tu piel.

Olerte, esnifarte. Respirarte y volver a comenzar de nuevo. Tu cuello, tu nuca, inspirando  muy fuerte. Muy lento.

Comerte. Lamerte. Adueñarme de cada sabor y relamerme después.

Escucharte en cada gemido que es ya un poco mío, grabarlo en la piel y recordarlo después.

Verte.

Perderte.

Reencontrarte, agarrarte y ya no te me escapas más.

 

601446193

 

Copyright©2016-18

Desvistiendo acentos.

 

Y entre puntos suspensivos y elipsis, me dijo: -“Me dedico a las finanzas y a follarte…”-

Entró con prisa, se me antojó que salía de Wall Street, o similar, con esa elegancia incorporada tan particular. En unos breves segundos me desvistió con la profesionalidad del mejor aprendiz de seductor.

-“Quédate solo con las medias y el liguero”- Él, aún vestido y detrás de mí, comenzó a acariciarme, buscando mi mirada en el reflejo del espejo. Sus dedos en mi nuca, bajaban por la espalda con un ritmo sinuoso. Las caricias recién estrenadas y lentas se detenían en mis senos, con sus labios en mi cuello y los dedos enredando mi pelo. Me agarró por la cintura, mientras con la otra mano sujetaba mi cara para que no dejara de besarle ni un breve suspiro.

Con sus manos en mis muslos, buscó mi sexo, sin dejar de observar nuestro reflejo frente al espejo de la habitación. Más voyeur que nunca… más él que nunca. consiguió inflamar el ambiente y mis lunares. -“Separa más las piernas”- Me susurró. Y allí, con el espejo como testigo de este deseo matutino, busco mi placer humedeciendo todos mis rincones.

Sin tregua.

Con rendición.

La mía, claro.

Sus sabios dedos se deslizaban, se introducían como por derecho, volvían a su boca y de nuevo a mi sexo. Y así, muy pegado a mi espalda, con su aliento en mi nuca y nuestras miradas encontradizas en el reflejo del espejo dejé que el momento del placer se alargará, casi tanto como sus besos. Lentos, cálidos, húmedos, en llamas…

 

 

 

L.S.

601 44 61 93

 

 

Copyright©2016-18